El significado del Amor

Amor de Cristo

El verdadero amor es ese que tiene en cuenta al otro, es el amor basado en la facultad espiritual de la empatía, es el amor que busca los verdaderos bienes de la vida.
La verdad y el amor son conceptos distintos, que pueden coincidir o no. El amor puede ser un apego o una pasión. Los apegos son movimientos del espíritu como el gozo y la esperanza, el amor apego es el Ágape, es el amor a la sabiduría o philosophia en griego. El amor pasión es el amor relacionado con los movimientos del alma como la vergüenza y la culpa, este amor es el amor propio.
La verdad en cambio es una concordancia entre lo que el objeto es y lo que parece.
El amor se revela en nuestra forma de elegir, cuando buscamos lo mejor del otro y lo mejor de nosotros mismos, cuando minimizamos el error y el sufrimiento estamos buscando ese amor sublime que nos une al otro y a Dios y que nos hace vivir en comunión. Este es el Amor bienaventurado que enseña Jesús en el Sermón del Monte: “así como yo los he amado, ámense también ustedes los unos a los otros”, Juan 13:34. Es el amor incondicional que no busca una retribución egoísta sino que busca aumentar el orden y la perfección dentro de nosotros mismos y el cosmos entero. Y así se cumple lo que dice Santo Tomas: el amor es fuerza de unión.